revista_digital-logo

La bioconstrucción puede ayudar a las ciudades a alcanzar el cero neto

Se prevé que en 2050 más de la mitad de la población mundial vivirá en ciudades y necesitará alojamiento. Entonces, esto no solo es una buena noticia para el sector de la construcción, sino que también podría serlo para el medio ambiente.

Además, si solo un pequeño porcentaje de estos edificios se construyera con materiales sostenibles de origen biológico, se podrían reducir considerablemente las emisiones de carbono, aumentar el almacenamiento de carbono y ayudarnos a alcanzar el equilibrio neto cero. Esto es gracias a los biomateriales, que son materiales fabricados intencionadamente con sustancias derivadas de organismos vivos, como la madera de los árboles.

¿Qué es la bioconstrucción?

Hoy surge como una respuesta concreta ante la crisis energética y la necesidad de mitigar el cambio climático. Se trata de hacer viviendas y edificios que por su diseño y materiales reduzcan al máximo la contaminación ambiental. Se construye con barro, paja, madera y materiales reutilizados. Se implementan diseños bioclimáticos, lo que disminuye el consumo de energía para calefaccionar o refrigerar. Se utiliza tecnología para recuperar agua de lluvia, también para reutilizarla, tratar los residuos y aprovechar la energía del sol. Es decir, es la forma de edificar en la que busca minimizar el impacto ambiental y mejorar la calidad de vida de las personas.

Entre sus tantos beneficios, podemos destacar que reduce el consumo de energía, mejora la calidad del aire, reduce la contaminación, genera espacios más saludables y agradables, y contribuye a la preservación de la naturaleza.

Bioconstrucción: una técnica que crece en Argentina

Desde Jujuy hasta la Patagonia, se extienden experiencias de bioconstrucción vinculadas al desarrollo de la Permacultura, al hábitat social, a la educación, espacios públicos y también, al turismo.

En la Quebrada de Humahuaca existen desde planes de viviendas estatales hasta cabañas boutique, como Los Colorados, en Purmamarca, diseñado por el arquitecto Carlos Antoraz. En Tucumán, el Centro Regional de Investigaciones de Arquitectura de Tierra Cruda de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad Nacional tiene su edificio propio construido con esta técnica, en el que intervinieron arquitectos e ingenieros civiles de esa casa de estudios.

En Mendoza, una capilla construida con tierra forma parte de circuito turístico del vino. Se trata de la Capilla de la Gratitud, de la bodega Salentein, en el Valle de Uco. Y hacia el sur, en Río Negro, Jorge Belanko, maestro de la técnica, capacita y dirige a grupos de personas que construyen sus casas y otros espacios, como un jardín de infantes en El Bolsón, levantado por los propios padres y maestros.

Una arquitecta, Inés Donato, pionera de la bioconstrucción en Córdoba, demuestra que es posible construir y habitar casas sostenibles desde hace 10 años. “Una casa de tierra tiene el nivel justo de humedad porque el material absorbe el exceso de agua que hay en el ambiente y lo larga si está demasiado seco; mantiene la humedad al 50 por ciento, que es lo que el ser humano necesita”, explica. Donato integra el Instituto de Arquitectura Sustentable (IAS) del Colegio de Arquitectos de Córdoba, que trabaja junto al INTI en el desarrollo de un manual de bioconstrucción.

Más popular mundialmente

El Burj Zanzibar, el edificio de madera más alto de África con 96 m de altura, está a punto de empezar a construirse en Fumba Town. El edificio, que traerá el bosque a la ciudad, se construirá con pilares de madera laminada encolada y tableros de madera contralaminada de origen local, lo que creará puestos de trabajo en zonas rurales y urbanas. Las ventas de los apartamentos de alta gama del Burj ayudarán a financiar una promoción de viviendas asequibles en Fumba Town, construidas con madera sostenible y siguiendo los mismos principios. Su diseño refresca el clima interior, reduciendo la necesidad de aire acondicionado, que consume mucha electricidad.

En el Norte Global también se está trabajando para hacer de la madera maciza sostenible un material de construcción de referencia. Se han presentado planes para construir la que podría ser la mayor ciudad de madera del mundo. Wood City se construirá en Sickla, una zona en las afueras de la capital sueca, Estocolmo. La construcción de los 250 000 metros cuadrados comenzará en 2025 y, cuando esté terminada, albergará 2000 viviendas y 7000 oficinas, además de restaurantes y tiendas. La ciudad de madera incorpora además en su diseño elementos naturales, como tejados verdes.

Aprovechando la naturaleza

Los bosques climáticamente inteligentes ofrecen una solución extraordinaria al problema de la expansión urbana, ya que su suministro de madera puede reponerse continuamente mediante la replantación de árboles, que secuestra o absorbe carbono de la atmósfera a medida que los árboles crecen. Ese carbono se almacena después en dentro de los árboles, la materia vegetal del bosque y el suelo, creando un enorme sumidero de carbono.

Por otra parte, los materiales de origen biológico tienen beneficios más allá del cero neto. Es decir, aumentando el uso de materiales de construcción de origen biológico no solo beneficia al medio ambiente, sino que también estimula las economías locales, la creación de empleo, la biodiversidad y los esfuerzos de reforestación.

En ese marco, podemos destacar que el Programa de Economía Forestal Inteligente para el Clima (CSFEP) es una iniciativa mundial cuyo objetivo es generar y difundir conocimientos sobre cómo pueden utilizarse los bosques y los productos forestales para beneficiar al clima y apoyar la economía y las necesidades sociales de las comunidades locales. Uno de los muchos proyectos que apoya está en Kenia.

 

Fuente: Foro Económico Mundial / Eco Habitar / Foro Ambiental

 

Facebook
WhatsApp
X
LinkedIn

Noticias relacionadas

12 junio, 2024
Esta obra de mitigación en Tilcara, financiada por la CAF y presentada a Nación, permitirá ordenar la ciudad y conectar a otro sector del pueblo. Con múltiples beneficios para los lugareños, la obra avanza a buen ritmo después de la pausa por condiciones climáticas. El nuevo puente resolverá cuestiones de circulación y estructura urbana.
7 junio, 2024
El pavimento sustentable en Perico es un ejemplo tangible de cómo la innovación y la colaboración pueden impulsar la sostenibilidad. La inauguración de la calle Maimará es un claro ejemplo de cómo la innovación tecnológica puede integrarse con la responsabilidad ambiental y el desarrollo comunitario.
5 junio, 2024
La vacuna ARVAC contra COVID-19 fue desarrollada por especialistas del CONICET, de la UNSAM y de la Fundación Pablo Cassará. En este desarrollo, aprobado por ANMAT y que hoy se produce y se comercializa, participaron más de 600 profesionales y 2.000 voluntarios.